martes, 3 de febrero de 2009


Por naturaleza sensibles a lo complejo, esclavos de nuestros laberintos. Buscamos tantos caminos como esquivamos los que ya conocemos. Nos encanta perdernos porque nos encanta volver a empezar, nos encanta sabernos despiertos y no dormidos tanto como nos gusta sentirnos cansados y seguir cansandonos. Nos apasiona sentir, nos gusta ser concientes de eso.

4 comentarios:

Flo :) dijo...

*suscribo.
*abajofirmo
*adhiero.

en todo,
super de acuerdo ;)

puff..leer tantas verdades juntas me dió hambre!

(?)

jajaja

besotes

pd: la fotito me dio impresión.. xD

=)

Lady Killer dijo...

Me gusta.. nos gusta!

Zimbon dijo...

Es muy interesante este texto!

En lo personal, no me encanta volver a empezar, pero a veces, no veo otra manera...

saludos!

ChEChU dijo...

Quiénes proyectan las sombras son farsantes prestigiosos que saben que la realidad de los prisioneros es lo que ellos proyectan.



Saludos,
Cecilia.